El sistema académico convencional busca el descubrimiento constante de nuevas verdades para hacer evolucionar al individuo y enseña, únicamente, de fuera hacia dentro, es decir, ofrece una continua sucesión de datos que el alumno se limita a ir incorporando. Por el contrario, la Escuela de HomeoSpagyristas pretende recuperar un modelo de enseñanza tradicional. En él, la persona va aprehendiendo, de forma gradual, a partir de la integración de un conocimiento que ya existe y que, además, está recogido en sistemas cerrados y completos.

Un ejemplo de ello es la mitología. En ella, el individuo se descubre a sí mismo, lo que le permite conocer su propia psicología. Otro ejemplo es la Kábala, que representa la creación y organización del universo. Ambos sistemas representan modelos de recuperación de esta metodología universal.

La Escuela de HomeoSpagyristas, por tanto, propone al alumno vivenciar, gradualmente, su propio desarrollo. Todo ello siguiendo una línea vertical, en virtud de la cual, a medida que el sujeto descubre algo de sí mismo, va acercándose al origen de toda la creación. Esto le hace pasar, simbólicamente, de un aula de aprendizaje a otra de sabiduría, dejando de ser alumno para convertirse en un experto de esta disciplina. 

 

 

 

frase3